viernes, abril 27, 2007

Con el apagón

Qué cosas suceden....

Qué cosas las que suceden ahora que vivimos entre apagón y apagón

Que si el Ice dice la verdad, que si el gobieron hace boicot, que si el calentamiento global ya nos pegó por la madre....


Entre tantos apagones, además de lavadoras y microondas quemados se renueva la parte humana.

Pensamos, hablamos, salimos de nuestras guaridas televisivas nocturnas para compartir con los cohabitantes hogareños.

Los bares luchan por vender ya sin música ni televisores que aturdan.

Noches sin luz......

Conversaciones coloquiales, solidaridad, tal vez...

Tal vez pensemos, analicemos, qué pasa?

Es esto casualidad?

Quiere alguien muy por debajo o encima de nosotros, que critiquemos los servicios nacionales de electricidad ante la desesperación de no tener acceso a internet, la televisión o el bar de la esquina abierto?

La luz está en huelga, los embalses se vaciaron, las turbinas de diversas plantas se suicidaron al unísono el mismo día, a la misma hora......

Vaya casualidad....

Estará el país en tinieblas? Nos quieren acostumbrar a algo? Habituarnos?

O será esta crisis el mejor momento para reflexionar, a la luz de una vela, hacia donde se encamina un país que ya no da de tanto maltrato?

10 comentarios:

jaguar del Platanar dijo...

Lo bueno de esto, espero, es que la gente debe aprender a no malgastar los recursos. En este caso la electricidad pero luego pueden ser más cosas.

Mariela dijo...

Si, creo que es importantísimo que nos demos cuenta que las cosas si, en efecto, es posible que nos pasen a nosotros.

Cuidarnos, cuidarse....a veces me pregunto sobre el autoestima de nosotros como pueblo

Lunita dijo...

Hola mafalda!
Con el tiempo ni para comprar las velas...

Anónimo dijo...

Lo que pasa es que este pais va para atras, ya nos estamos pareciendo a Africa.
Heriberto

Julia Ardón dijo...

Ay sí, yo sé que se pierde plata, y todo y etc...pero es que qué bonito que la gente pare, que se haga una pausa...eso me encanta...la paz...que todo se detenga.

Kasiopea dijo...

Pues como señalas todo esto ha traído cosas buenas también. Yo personalmente he disfrutado de los apagones, me doy unas pláticas mi compañero. Además el cielo se ve tan hermoso!!!Y me da nostalgia de Cuba!

Kasiopea dijo...

me faltó un con

Mariela dijo...

Así es, porque un apagón a veces nos hace volver a esas épocas en que la gente conversaba amenamente con una vela enfrente y ojalá un café o un buen vino.

Hablar, conversar, compartir...cuanta falta hace eso!

manuch dijo...

Así como vos, no encuentro una explicación a lo que sucede. Voy en bus en medio de esa oscuridad pensando que realmente es surrealista lo que está pasando.

Amorexia dijo...

Por desgracia el secuestro de el ICE por parte de sus trabajadores ya tomo una notoriedad nacional por estos apagones, por eso el discurso de que el ICE es mio me lo deje de creer desde el primer trámite que tuve que hacer ante empleados cuyo modo vivendi es el de el menor esfuerzo posible vrs convención colectiva que ampara su inamobilidad infinita y privilegios exesivos. No basta con librar al ICE de las trabas legales, hay que librarlo de sí mismo, de sus políticas retrogradas y el secuestro de una institución que debería ser mia, pero no lo es, de una institución que usa el monopolio como amenaza, que por omnipotente y omnipresente hace lo que quiere, y cuyos empleados se sienten tan imprescindibles que en medio de la crisis se dan el lujo y se hacen un aumento extraordinario para equipararse “al mercado” (ante un monopolio no hay mercado) y evitar fugas de empleados (a donde?) de hasta el 30%, y nadie hace nada, mientras los 12500 millones que cuesta este aumento debería estarse invirtiendo en ver que nuevo proyecto, que nueva alternativa nos da el gigante amarillo para que estos racionamientos no se repitan el próximo verano, y el próximo y el próximo sin endeudar al país, sin luego tratar de pasarnos las cuentas en las tarifas al pueblo que ya no es dueño de el ICE.

Conste, no dije privatizar, tlc, apertura, sindicatos ni nada de eso... ok? jajaja.